14 jul. 2012

Ocaso sexenal

Martin Esparza, Revista Siempre

Adiós al cuento de hadas

Parece que en el ocaso sexenal, Felipe Calderón insiste en vivir su imaginario cuento de hadas donde todo, según sus palabras, va de maravilla al grado de que se atrevió a declarar, tras la veda electoral, que su gobierno pasará a la historia por el número de empleos generados, dos millones, de acuerdo a su “mágico” ábaco azul.

La realidad que enfrentan millones de mexicanos es otra y diversas instituciones como el INEGI y el propio Banco de México derriban la nube color de rosa en que insiste viajar el presidente cuyo gobierno hará historia, sí, pero por haber dejado a la nación en ruinas, con 52 millones de pobres y sumergido en un baño de sangre donde miles y miles de cenotafios publicitan por todo el país los efectos colaterales de su guerra fallida contra el crimen organizado.

Histórico será el haber dejado el peor grado de endeudamiento público que ya alcanza la estratosférica e inmanejable cifra de 5.5 billones de pesos. Gigantesca deuda que tan sólo por el pago de intereses le ha costado al país un billón 258 mil millones de pesos. El pésimo manejo de su política económica ha pasado por alto incluso los lineamientos que el Fondo Monetario Internacional, recomienda para no sobrepasar cierto grado de endeudamiento en un rango de entre el 25 y el 30 % del Producto Interno Bruto. En México, la deuda ya representa nada menos que el 42.3 % del PIB. De esa dimensión el paquete que heredará el próximo gobierno.

Leer más

No hay comentarios: